Es la droga de consumo legal más aceptada en nuestra sociedad y la que más problemas sociales y sanitarios comporta.

Al consumirse actúa sobre el sistema nervioso y puede producir un efecto depresor, ralentizando las funciones orgánicas y cognitivas. A dosis bajas puede producir un efecto que se puede confundir con euforia o desinhibición pero que, posteriormente, puede también ir seguido de un efecto depresor.

Los riesgos asociados al consumo de alcohol se dan a corto y largo plazo y abarcan desde problemas orgánicos de salud (gastritis, pancreatitis, hepatitis y cirrosis hepática, aumento de la tensión arterial, cambios hormonales, problemas musculares, déficits vitamínicos, alteraciones en la concentración de azúcar en sangre) a alteraciones conducturales (hostilidad, celos, baja tolerancia a la frustración, pérdida de la autoestima o demencia) o problemas sociales (aislamiento, situaciones asociadas a comportamientos violentos, absentismo laboral, disminución del rendimiento escolar, problemas económicos, problemas legales, accidentes de tráfico).

Consumir junto con otras drogas o medicamentos puede potenciar los efectos adversos y, por tanto, los riesgos asociados.

Hay muchas creencias erróneas alrededor del consumo de alcohol:

 

  • APORTA UNA GRAN CANTIDAD DE CALORÍAS VACÍAS: es decir, sin que su ingesta proporcioni ningún otro tipo de nutriente al cuerpo. El alcohol se transforma en acetat y éste es utilizado por el cerebro para obtener energía en lugar de la glucosa, por lo que las personas consumidoras pueden sufrir bajadas de azúcar en sangre.

Con el siguiente cuestionario podrás conocer cuál es tu consumo en un día habitual, las calorías vacías que te aporta el alcohol y la cantidad de ejercicio físico que deberías realizar para quemarlas.

Estilos de vida saludable – Ministerio de Sanidad
  • NO HAY NINGUNA PRÁCTICA QUE EVITE DAR POSITIVO EN EL CONTROL DE ALCOHOLEMIA: no hay ningún remedio que evite dar positivo en un control de alcoholemia, excepto no beber. Nada de los siguiente funciona: ni tomar café, ni hacer ejercicio, ni mascar chicle, ni utilizar esprais bucales… Para revisar los efectos del alcohol en la conducción, se puede consultar el siguiente manual de la DGT:
Alcohol y conducción – DGT, Dirección General de Tráfico
  • NO HAY NINGÚN REMEDIO QUE HAGA PASAR LA RESACA: el malestar general, dolor de cabeza y mareos, náuseas y vómitos que van asociados a haber consumido alcohol el día anterior són característicos de lo que se denomina resaca y son producto de la deshidratación que el consumo de alcohol produce en el cuerpo (se bebe alcohol en lugar de agua y se orina más por el efecto diurético de esta droga, por lo que también se elimina más agua).
  • NO ES UNA FORMA DE EVITAR LOS PROBLEMAS: su consumo puede reducir momentáneamente el estrés o el nerviosismo pero si se crea dependencia, ésta producirá más ansiedad y depresión. Cuando esto sucede, es aconsejable pedir ayuda profesional.
  • EN EL TRABAJO, ALCOHOL 0,0: el alcohol, en el trabajo, incrementa el riesgo de accidentes laborales, disminuye la productividad y puede interferir de forma negativa en el ambiente laboral. en los trabajos en que la persona debe conducir algún vehículo, el manejo de cualquier tipo de maquinaria, los trabajos en altura o en la gestión de la seguridad de otras personas, el consumo de alcohol está penado legalmente. Para más información se puede consultar el siguiente díptico sobre las consecuencias del consumo de alcohol en el trabajo y cómo detectar si se bebe en exceso y si este consumo es de riesgo:
Alcohol y Trabajo – Agència de Salut Pública, Generalitat de Catalunya
  • REDUCE EL PLACER SEXUAL: el consumo de alcohol, en un primer momento, puede desinhibir a la persona pero puede generar problemas de erección en los hombres y falta de lubricación y dificultades para llegar al orgasmo en las mujeres. Además, beber alcohol puede disminuir la percepción de los riesgos asociados que la persona tiene asociados a las prácticas sexuales, por lo que es más problable mantener prácticas de riesgo que puedan comportar embarazos no deseados o infecciones de transmisión sexual.

El test AUDIT valora 10 aspectos para explorar la cantidad y frecuencia del consumo de alcohol, las conductas dependientes y los problemas derivados del consumo de bebidas alcohólicas. En los siguientes enlaces se puede valorar este consumo diferenciando a hombres de mujeres:

Test AUDIT Mujeres
Test AUDIT Hombres

A través de estos enlaces se puede obtener más información:

Programa Bebed Menos – Agència de Salut Pública, Generalitat de Catalunya
Consumo de riesgo y nocivo de alcohol – Ministerio de Sanidad

También se puede consultar la siguiente documentación:

¿Ves lo que bebes? – Agència de Salut Pública de Catalunya